El Centro de Estudios de Opinión (CEO) ha publicado los resultados de la encuesta 'La sociedad catalana ante el futuro 2016', realizada a 1050 ciudadanos

Los resultados de la encuesta La sociedad catalana ante el futuro 2016 han sido publicados en la web del Centro de Estudios de Opinión (CEO). Esta encuesta parte del cuestionario utilizado para la elaboración del Sociómetro Vasco 61 –La Sociedad vasca ante el futuro– realizado durante el mes de mayo y junio de 2016.

El cuestionario se estructura en un primer apartado en el cual se hace una valoración de las situaciones política y económica actuales. A continuación, el segundo apartado recoge la opinión de los encuestados sobre varios aspectos relacionados con el futuro de Cataluña, poniendo énfasis en las diferencias entre el presente y el futuro cercanos verso varios aspectos de la vida cotidiana, como pueden ser viajar, estudiar, trabajar y otros elementos cotidianos presentes en el día a día.

La recogida de la información se ha hecho a partir de una encuesta representativa dirigida a 1.050 personas residentes en Cataluña con ciudadanía española de 18 años o más, mediante entrevistas telefónicas asistidas por ordenador siguiendo cuotas cruzadas por lugar de nacimiento, sexo y edad. El trabajo de campo ha sido realizado por la empresa GESOP SL durante el día 22 de noviembre y 12 de diciembre de 2016.

Casi 6 de cada 10 entrevistados se sienten optimistas respecto del futuro de Cataluña a pesar de que consideran que de aquí 5 años los jóvenes tendrán menos oportunidades para encontrar trabajo, hacer una carrera universitaria, elegir una profesión y conseguir vivienda. De cara al futuro, los dos principales retos a los cuales Cataluña tiene que hacer frente según los encuestados son la relación con España y el paro.

El margen de error para el conjunto de la muestra es de +3,02, para un nivel de confianza del 95% y bajo el supuesto de máxima indeterminación (p=q=50%). Cómo que sólo fue entrevistada una muestra de la población, todos los resultados están sujetos a un margen de error, lo cual quiere decir que no todas las diferencias son estadísticamente significativas. Por ejemplo, en una cuestión donde el 50% (que es el escenario más adverso en aquello relativo al margen de error) da una determinada respuesta, con una muestra de 1.050, es el 95% cierto que el valor “verdadero” caerá dentro del rango de +3,02 del resultado de la muestra.

Dado que las submuestras procedentes de los cruces estarán sujetos a un margen de error más grande, las conclusiones que se puedan sacar de los cruces que tengan una submuestra muy pequeña (un número de respuestas muy bajo) tienen que ser tratadas con precaución.

El contenido de este comunicado fue publicado primero en la web de Generalitat

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *