Rentokil: las termitas deben considerarse en la rehabilitación de los centros históricos

La escasa cultura de la conservación en nuestro país ha provocado que exista un alto nivel de deterioro arquitectónico en nuestras ciudades y pueblos. Además de las dificultades de accesibilidad y movilidad; despoblación o la falta de equipamientos, el principal problema que ofrecen los centros históricos es el deterioro urbano. Ese es uno de los principales escollos con los que tienen que convivir los profesionales que atienden los proyectos de rehabilitación en las ciudades españolas.

Uno de ellos, es el arquitecto vizcaíno Jorge Ugalde. Tras años de trabajos por diversos estudios, comenzó su andadura profesional e individual en Orduña, su localidad natal. En su trayectoria destacan las rehabilitaciones de viviendas históricas de Orduña -su casco histórico está protegido como conjunto monumental por el Gobierno Vasco-, además de la fachada del Palacio Velasco de la localidad.

La mayoría de los inmuebles de la zona donde desarrolla su labor Jorge Ugalde tienen 100 o 200 años de antigüedad por lo que su estado de conservación es muy defectuoso, tanto en acabados como en estructuras. En estos casos, según Ugalde “las mayores patologías se encuentran en el deterioro estructural debido a los ataques xilófagos, es decir, de insectos que se nutren de la madera. En los trabajos desarrollados en Orduña hemos detectado varios focos de termitas, hongos de pudrición, anóbidos y cerambícidos que hemos descubierto gracias a la colaboración de Juan Carlos Lejarreta, técnico de Rentokil Initial”.

A la hora de abordar proyectos de rehabilitación de edificios tradicionales para Ugalde, “es muy importante el contacto con el cliente para que aporte todo tipo de información referente a obras, reparaciones, roturas o incidencias pasadas. Realizamos un levantamiento de planos donde se indican las principales patologías y se realizan varias visitas antes de la redacción del proyecto. En esas visitas, se evalúa el estado de la estructura y si es necesario, se ejecutan catas en las áreas que sean necesarias”.

Uno de los proyectos de los que se siente más orgulloso es la rehabilitación integral de la fachada del Palacio Velasco. Según cuenta Ugalde, “cuando estaba realizando el informe patológico de la fachada, tuve acceso a un informe de Lejarreta y me acompañó a visitar el inmueble. Su respuesta fue tan eficaz que siempre cuento con Juan Carlos para los informes, además de que Rentokil Initial siempre realizan su trabajo con celeridad y calidad en los proyectos que nos embarcamos juntos”.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *