Symetrías publica su primer cuento sobre el lenguaje sexista

En este primer cuento hemos querido trabajar el lenguaje sexista, como invisibiliza a las mujeres, crea estereotipos que se perpetúan a través de él poniendo barreras a las mujeres.

Descarga aquí nuestro cuento:

https://drive.google.com/file/d/1c-Tzd8GxYMEBxvku0xdEpsAjCbn07Aji/view?usp=sharing

El sexismo lingüístico consiste en el empleo del género masculino para aludir a ambos, tanto al masculino como al femenino, por lo que se acaba marginando al otro y, por tanto, relega, invisibiliza e ignora a la mujer.

El lenguaje sirve para nombrar las cosas, para que podamos conocerlas, y son las palabras las que moldean nuestra realidad y el entorno en el que nos movemos. Por tanto, el lenguaje constituye una parte básica de nuestra concepción del mundo y de las construcciones mentales que utilizamos cada día.

La invisibilidad de la mujer a través del lenguaje es una lacra social que pesa como una losa sobre la lucha por la igualdad de derechos, porque el lenguaje no solo es una herramienta para comunicarnos: es con el lenguaje con lo que construimos las ideologías, y también con lo que las expresamos.

Cómo evitar el sexismo lingüístico

Como seguro que quieres aportar tu granito de arena para esta causa, queremos darte algunos consejos para tratar de eliminar este tipo de comportamiento de tu forma de hablar.

Uso de los sustantivos colectivos A veces, en lugar de hacer referencia a sustantivos como “el hombre”, podemos utilizar formas menos discriminatorias como, por ejemplo “la raza humana” o “la humanidad”. Cargos y profesiones femeninas No hay ningún problema en utilizar palabras como “directora”, “inspectora”, “interventora”, “doctora”… Esto puede dar más visibilidad a la mujer en estos campos y evitar, así, la discriminación. Adaptar el nombre al tratamiento ¿Has visto alguna vez en un formulario oficial la palabra “alumno” o “beneficiario” seguido de un nombre femenino? Hacer un esfuerzo por evitar esta falta de concordancia no solo es menos discriminatorio, sino también más correcto. Eliminar referencias al estado civil ¿Te ha llamado la atención alguna vez que para referirnos a una mujer soltera se utiliza el término “señorita” pero no es así cuando la referencia es hacia un hombre no casado? No es necesario tener en cuenta este dato, que solo origina discriminación. Evitar la identificación de una mujer a través de un hombre Es necesario eliminar esas coletillas de “mujer de…” o “… y esposa”, y nombrar a ambos de forma más acorde.

Son solo cinco recomendaciones para evitar el sexismo lingüístico y dar a la mujer la visibilidad que se merece.

Concienciar sobre el sexismo lingüístico y la visibilidad de la mujer desde la edad infantil

Nuestros niños y niñas crecerán, y es responsabilidad nuestra educarles en valores para que el día de mañana sean unas personas adultas éticas. ¿Buscas que el respeto hacia la mujer, y el fomento de la igualdad entre hombres y mujeres estén entre sus valores? Te damos algunas ideas y recursos para trabajar la igualdad de género a través del uso del lenguaje:

No hay profesiones de niños y niñas Ya es hora de acabar con los roles de género, ¿no te parece? Tradicionalmente se ha considerado que cada sexo debía desarrollar ciertas labores. Así las niñas eran enfermeras, profesoras, limpiadoras domésticas o cuidadoras de bebés, mientras los niños eran pilotos, camioneros, electricistas o fontaneros. ¿Jugamos a las profesiones? Haz un listado de ocupaciones, y proponle a tu hijo o hija que escriba su correspondiente en femenino. No hay adjetivos de niños y niñas Con frecuencia observamos en los cuentos infantiles o dibujos animados que a los protagonistas varones se les identifica con adjetivos como valiente, osado, fuerte, inteligente, mientras que a ellas se las asocia con términos como dulce, amable, coqueta, soñadora… Son los llamados estereotipos de género. ¿Jugamos a cambiar el cuento?

https://drive.google.com/file/d/1c-Tzd8GxYMEBxvku0xdEpsAjCbn07Aji/view?usp=sharing

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *