La Montesa Impala, protagonista en Espíritu de Montjuïc

Los próximos días 17, 18 y 19 de abril se celebrará en el Circuit de Barcelona-Catalunya la quinta edición de “Espíritu de Montjuïc” que se ha convertido en la concentración de vehículos deportivos históricos más importante del sur de Europa. Altaya Limited Edition estará presente con un amplio stand en el que exhibirá su exclusiva reproducción a escala 1/5 de la Impala, lanzada al mercado a principios de este año y que comercializa en una serie limitada a 1.500 unidades. Muchos aficionados han oído hablar de ella, pero no tantos han tenido ocasión de contemplarla directamente, por lo cual este festival supondrá una excelente oportunidad para examinarla de cerca.

La Montesa Impala 175 Sport de Altaya Limited Edition no es ningún un kit para montar: viene completamente terminada, realizada en metal y acabados en ABS. Se trata de una pieza sorprendente, no sólo por sus casi 40 cm de longitud sino también por el equilibrio de las proporciones y la fidelidad con que reproduce la moto real hasta el más mínimo detalle, con suspensión posterior operativa, luces delantera y trasera, y mandos accionables. Con cada moto se entrega un ejemplar del libro Operación Impala de Manuel Maristany, reeditado en 2012, un DVD del documental del mismo título, dirigido también ese año por Manuel Garriga y una vitrina de metacrilato para proteger y exponer la réplica.

En su mismo stand, la editorial ofrecerá la exposición”Impalas de Excepción”, compuesta por media docena de ejemplares especialmente significativos en la historia del modelo. La estrella de este grupo es la Impala “Sevilla”, así denominada por su matrícula. Se trata de la moto personal de Leopoldo Milà, que éste utilizó de base para desarrollar la Impala 2 y luego seguir evolucionándola. Una pieza poco vista que merecerá la atención de los aficionados. También habrá dos máquinas ya conocidas por los asiduos a Espíritu de Montjuïc: las Impala 2 que recorrieron más de 22.000 km a través de Europa y Asia pilotadas por EduCots y Carles Humet en su expedición Barcelona-Tokio 2013, y recibieron un homenaje en la pasada edición de este festival. Tendremos ocasión de verlas expuestas con todo su equipo de viaje, tal como regresaron de Japón.

Finalmente, la exposición se cierra con un trío de Impalas que comparten una característica común bastante curiosa: ser la primera unidad de su respectiva serie. Es decir, que tenemos:

  • la primera fabricada de toda la historia, una Impala 175 Turismo de 1962 con el número de chasis 4M0001, una moto que ya ha participado en algún evento retrospectivo pero es la primera vez que se exhibe junto con dos ejemplares equivalentes:
  • una Impala 2 de 175 cc producida en 1982 con el número de bastidor 04M00001,
  • y la primera unidad de la versión 125 cc, que salió de fábrica dos años más tarde, con el chasis 41M00001, también el primero de su serie.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *