Talleres Murillo expone las razones por las que sale humo negro del tubo de escape

Cuando sale humo negro del tubo de escape de los vehículos puede significar que hay un grave problema que se debe solucionar cuanto antes, pues de no hacerlo, las consecuencias pueden ser mucho más costosas que una simple revisión. Talleres Murillo es especialista en mantenimiento y reparaciones del motor, y aconseja realizar revisiones de los vehículos para evitar reparaciones más caras. A continuación, se explica qué significa el humo negro del tubo de escape, pues eso es un signo de alarma de que algo no va bien.

La principal causa es una incorrecta mezcla entre el aire y el combustible
Tal y como explican desde Talleres Murillo, la principal causa por la que sale humo negro por el tubo de escape de los vehículos es una mala mezcla entre el aire y el combustible, ya sea gasolina o diésel.

El exceso de combustible en relación a la cantidad de aire es la causa del color negro. La cantidad que entra en el cilindro es demasiada y hay parte de ese carburante que no llega a explosionar. Este exceso de combustible se quema y sale por el tubo de escape, sin ser aprovechado por el motor.

Lo que sucede también es que ese combustible no se consume, por lo que se está perdiendo dinero, pues la aguja del depósito bajará más rápidamente sin ser aprovechado por el motor.

El exceso de inyección de combustible en el motor puede provocar que a largo plazo el filtro de partículas (en el caso de los diésel) o el catalizador dejen de realizar su función antes de tiempo, lo que obligará a sustituirlos y a correr con los gastos antes de lo que corresponde.

Revisar de forma periódica los vehículos y mantener al día los controles es la mejor manera futuros fallos y reparaciones costosas.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.